Menu

Caminos para sobrellevar la adolescencia

Caminos para sobrellevar la adolescencia

Papás, la adolescencia no debe ser tan temida, es una etapa vital y dependerá de los rasgos de la personalidad y las pautas de crianzas de su hijo. Esta es la invitación de Dora Luz Betancourth, coordinadora de Espacios de Formación Humana de la Vicerrectoría Académica de la Universidad de Caldas.

Según Betancourth, los adolescentes tienen cambios físicos, psicológicos y de comportamiento, que si están acompañados los asumirán mejor. "Debe haber normatividad y flexibilidad, con convenios y acuerdos, no a todo se puede decir sí, ni a todo se puede decir no. También hay que estar vigilantes, saber qué juegos le gusta, con quién va, qué le gusta", explica la profesional.

Los dueños del mundo

Lina María Arias es mamá de una joven de 15 años. "Para uno nunca es fácil. Ellos empiezan una actitud de no me importa, los mimos se acaban, la cercanía, los abrazos, les da pena. Se creen los más grandes sin serlo", explica esta madre.

Asegura que aprendió a entender las circunstancias actuales, que prefiere ser amiga y compinche, sin perder la confianza y haciéndole entender siempre será la autoridad.

"No quiero que pierda la confianza en mí, trato que las cosas sean acordadas entre ella y yo, si no se puede le explico la razón. Recomiendo mucho diálogo y aceptación, porque hay que entender lo que está pasando. Comprender la indiferencia, es entender que se creen los dueños del mundo en ese momento.

Guiomar, mamá de un adolescente de 16 años, piensa que ellos requieren de acompañamiento constante y de información sobre los peligros. "Que no se sientan asfixiados, que sepan que hay alguien y que hay límites y normas consentidas con ellos".

"Ellos empiezan una actitud de no me importa, los mimos se acaban, la cercanía, los abrazos, les da pena. Se creen los más grandes sin serlo", Lina María Arias, mamá.

Cada uno en su rol

Cuando los padres sienten que sus hijas se alejan en la adolescencia tiene que ver con la afinidad, la idealización del hombre es el padre, igual que el niño con la madre. Cuando entra en la adolescencia, los hijos cambian y los amigos son un papel importante en su crecimiento.

Dora Luz Betancourth dice que hay relaciones no muy buenas entre padres e hijos, ligadas a la codependencia. "Cuando sufren esos cambios los padres generan resistencia porque no se supieron llevar bien esas pautas de crianza. Es importante no confundir los roles. Aunque la vida es un engranaje, las relaciones humanas no son perfectas", reflexiona.

No siempre son rebeldes

Había una vez un estudiante, de 16 años, de Ingeniería de Alimentos que quería estudiar Música. En su confusión y ansiedad, sus padres buscaron ayuda profesional.

La profesional encontró que la mamá escogió la carrera porque su hijo tenía buenas calificaciones en matemáticas durante el colegio. Lo que la madre no sabía, era que él tuvo mucho esfuerzo para aprender matemáticas.

Por eso, su hijo había sufrido en los primeros semestres de ingeniería. La madre pensaba que con estudiar esa carrera iba a ser feliz, tendría éxito y buena remuneración salarial.

El grupo familiar tuvo dos reuniones más con la profesional. La madre aceptó que el menor estudiara música, pero financiada por él mismo.

Padre de familia, reconozca que el adolescente sueña, conoce del mundo real y tiene sus pasiones. No presione sobre habilidades que su hijo no tiene.

"El papá quiere que el hijo estudie algo que le dé plata y no piensa en los talentos y capacidades. Si él lo obliga no hay motivación. Luego el menor no quiere estudiar y dice que el hijo es rebelde. Eso tiene que ver con la maduración del cerebro que dura hasta los 28 años. La paciencia y la información de los padres ayuda mucho en el proceso", recomienda Betancourth.

Fuente: http://www.lapatria.com/educacion/caminos-para-sobrellevar-la-adolescencia-370274

volver al principio

Mapa de sitio

Síguenos

Secciones

Contáctenos

Descargas gratuitas